viernes, 15 de mayo de 2015

Cuestión de pelo


Ya es hora de que acuda al barbero, ya está bien de mesarme la mata que cubre mi barbilla... También he de esquilar la abundante lana que se ha adueñado del cogote. ¿Habrá sido la calima de estos días…? ¿Los envalentonados rayos de sol? ¿Esta florida primavera…? No hay duda de que es obra de la naturaleza (ya saben que estamos a sus órdenes). Es por ello que a grandes males, grandes remedios: tijeras, navaja y ¡un nuevo corte de pelo!

Érase una vez un hombre
de barba larga y rizada.
Piojos, pulgas y otros bichos
la tenían por morada.

Érase una vez un hombre
al que llamaban El Bigote,
pues el mostacho le crecía
de la nariz hasta el cogote.

Érase una vez un hombre
de mucho pelo mullido.
En su cabeza, un buen día,
un gorrión hizo un nido

Gustavo Roldán.
En: Disparates.
Ilustraciones del autor.
2013. Barcelona: La Galera.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...