viernes, 7 de octubre de 2016

Catarros pre-otoñales y remedios rimados


Con este verano perpetuo que nos hemos procurado (sí, sí, no se den golpes de pecho que todos tenemos algo de culpa), el resfriado se ha convertido en epidemia. Toses, estornudos, moqueo y clínex por doquier (¿Ven? Sólo con sonarse los mocos están ayudando a la desforestación del planeta... ¡Pañuelos de tela y jabón de Castillaaaa!) se han convertido en cotidianos durante las últimas semanas. Consecuencia: consultas médicas a rebosar de flojos y los farmacéuticos haciendo su agosto en octubre, que se dice pronto.

De todo, de todo tengo
en mi botica.

Un romance para la tos,
un soneto para el dolor de tripa.
Tengo un madrigal que cura
todos los achaques que no se quitan
y, dentro de un frasco,
versos sueltos que sirven de tirita.

Para la tristeza tengo un ovillejo
que se atraganta y da la risa,
para el mal de amores
-aunque hay quien dice que no se quita-
prueba mi jarabe de aleluyas
y verás,
¡con sólo una cucharadita!

De todo,
tengo de todo en mi botica,
y si no lo tengo será
porque no lo necesitas.

Juan Carlos Martín Ramos.
Farmacia de poeta.
En: Poeta eres tú.
Ilustraciones de Mariona Cabassa.
2016. Creotz: Vigo.


No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...